jueves, 18 de febrero de 2010

Pan de calabaza

Otro pan que me ha encantado del libro "Panes y Bollería" de Anne Wilson. Yo lo he amasado en la panificadora pero le he dado forma a mano para darle la misma apariencia que tiene en el libro.
Con mantequilla y jamón york está riquísimo.



Ingredientes:
300gr. de calabaza
500gr. de harina (yo mitad de fuerza y mitad floja)
60gr. extras de harina aproximadamente para enharinar la superficie de trabajo y terminar de amasar con las manos y darle la forma (si se va a hornear en panificadora no es necesario)
1 sobrecito de levadura panificable en polvo
1 cucharadita de sal
30gr. de pipas de calabaza crudas para añadir a la masa (añadido por mi, en el libro no viene)

Para adornar (opcional):
1 huevo batido
2 cucharaditas de agua
pipas de calabaza crudas



Preparación:
Preparar un molde con papel de horno, en el libro se ve que han usado uno de metal pero yo he usado uno de pyrex (cristal o vidrio apto para horno).

Pelar y limpiar la calabaza, pesar los 300gr. en ese momento y cocerla en trocitos, bien cubierta de agua hasta que esté blanda. Escurrir reservando el agua de la cocción, yo he apretado un poco los trocitos para que soltaran mas agua. Machacar con un tenedor la calabaza o triturarla con una batidora (la mía ya cocida y triturada pesaba 270gr.).

En la cubeta de la panificadora poner la calabaza triturada, la sal, la harina y la levadura, poner en marcha el programa de amasado y levado (en mi caso programa 7) e ir añadiendo el agua de la cocción hasta que la masa forme una bola irregular un poco pegajosa (unos 120ml.). Cerrar la tapa y dejar que siga el amasado.

Cuando la panificadora pite, incorporar las pipas de calabaza y dejar que termine todo el programa (1:30h). La masa ya habrá hecho su primer levado.

Sacar la masa de la panificadora y echarla sobre una superficie enharinada. Amasar con las manos, añadiendo algo mas de harina si es muy pegajosa y trabajarla unos minutos.
Separar una parte de la masa del tamaño de una pelota de golf. Con el resto formar una bola grande y ponerla dentro del molde preparado. Extender la bola mas pequeña con forma de cuerda de unos 35cm. y formar con ella un nudo flojo. Colocarlo sobre la masa y fijarlo con un poco de agua, ayudándonos de una brocha de cocina. Tapar el molde de la masa con un paño límpio de cocina y dejarla levar en un sitio templado sin corrientes.

Precalentar el horno a 210ºC. Pintar la masa con el huevo batido mezclado con agua y esparzir por encima pipas de calabaza, volver a pintar un poco por encima para fijar mejor las pipas y que no se caigan cuando estemos cortando el pan.

Hornear durante 20 minutos (yo en la parte mas baja del horno, pero con molde metálico lo hubiera puesto una posición mas arriba), después bajar la temperatura a 180ºC y hornear otros 20 minutos o hasta que veamos que ya está bien hecho. Si vemos que el pan se está dorando demasiado, taparlo con papel de aluminio (unos 10 minutos antes de que acabe el horneado).

Sacarlo del horno, desmoldar quitándole el papel y dejarlo enfriar sobre una rejilla.



Notas: El libro nos dice que este pan se conserva bien durante 3 días en un recipiente hermético, para mi es imposible comprobarlo porque siempre lo comemos antes.
El pan ya horneado y frío ha pesado 900gr.


Print Friendly and PDF