jueves, 28 de octubre de 2010

Galletas de jengibre y miel (esqueletos para halloween)

Tenía muchas ganas de hacer alguna receta con la temática de halloween y he elegido estas galletas para ello.
No soy de celebrar esta fiesta, es más, no me gusta nada y no creo que sean fechas festivas, yo mas bien las vivo tristemente porque echo en falta a los seres queridos que ya nos dejaron, prefiero la tradición española de todos los santos y todos los difuntos, visitando a esos familiares en los cementerios. Pero bueno, como halloween se está poniendo de moda y hay niños en casa, pues tampoco está mal darle un aire mas alegre, ya tendrán bastantes penas en el futuro, por desgracia.

Las galletas se pueden hacer con la forma que queráis, y decorarlas con la glasa que veis en los esqueletos o poniéndoles frutos secos antes de hornearlas o con chocolate fundido ...
Si no tenéis cortadores de galletas podéis hacer bolitas con la masa y aplanarlas con las manos o un rodillo, aunque la apariencia sea distinta, de sabor están riquísimas, con sabor a miel.

Mi cortador de galletas era de un muñeco con gorro, así que después de cortar la masa con el cortador tuve que cortar el gorro con un cuchillo. Espero que os guste la receta y os sirva de inspiración para hornear vuestra propia versión.




Ingredientes:
125gr. de mantequilla
90gr. de azúcar moreno
140gr. de sirope de arce (yo puse miel en la misma cantidad)
325gr. de harina de repostería
2 cucharaditas de jengibre en polvo
1 cucharadita de levadura en polvo

Para la glasa: (yo no he usado esta glasa, lo explico al final en notas)
1 clara de huevo
200gr. de azúcar glass
unas gotas de zumo de limón



Preparación:
Batir el azúcar con la mantequilla blanda (a temperatura ambiente) hasta conseguir una crema. Añadir el sirope o miel, la harina, el jengibre, la levadura y mezclar hasta que la masa sea homogénea.

Dejar reposar envuelto en film transparente 15 minutos en el frigorífico.

Extender la masa con un rodillo, cortar las galletas en forma de hombrecito y disponerlas en la bandeja de horno cubierta de papel sulfurizado. Hornear durante 10-12 minutos en horno precalentado a 190ºC.

Mientras se enfrían las galletas sobre una rejilla, preparar la glasa mezclando la clara con el azúcar. Añadir unas gotas de limón e introducir la glasa en una manga pastelera con boquilla lisa pequeña. Decorar la superficie de las galletas imitando un esqueleto y dejar que se sequen.
Estas galletas se conservan bien en un recipiente hermético o una lata cerrada.

Notas: Si no se quiere hacer mucha glasa con una clara entera (porque no se vayan a decorar todas las galletas), podemos hacer una mezcla de zumo de limón con el azúcar glass y prescindir de la clara, pero esta mezcla quedará menos blanca al secar.


Podéis ver todas las recetas de galletas que he preparado hasta el momento en la etiqueta GALLETAS.
Print Friendly and PDF