jueves, 10 de enero de 2013

Roscón de Reyes con chocolate

Si, a buenas horas, pero es que después de hacer el roscón de reyes de Ibán Yarza se me metió en la cabeza hacer uno con chispitas de chocolate, para aquellos a quienes no gusten las frutas escarchadas, y hasta hoy no he podido hacerlo, así que mas vale tarde que nunca, no? ¿quién ha dicho que los roscones sólo pueden comerse el día de reyes? con lo buenos que están...


Con estas cantidades sale un roscón mediano, como para 4-6 personas.
Ingredientes:
Para el fermento previo (en total 140gr.):
90gr. de harina de fuerza
50gr. de leche
2gr. de levadura de panadero

Para la infusión (debemos obtener 120gr.):
160gr. de leche
piel de una naranja y un limón
1 ramita de canela
3 cucharaditas de ron
2 cucharaditas de agua de azahar

Para la masa:
340gr. de harina de fuerza
70gr. de azúcar
7-10-15gr. de levadura fresca (o bien 2-3-5gr. de levadura seca), todo depende de las prisas que tengamos
2 huevos

Ralladura de medio limón y media naranja
1 pizca de sal
60gr. mantequilla
100gr. de pepitas de chocolate (negro, con leche o chocolate blanco, al gusto)

Huevo batido para pintar


Preparación:
Se hace el prefermento mezclando la harina, la leche y la levadura y amasando hasta formar una bola (puede que necesite un poco mas de leche, dependerá de la harina y la humedad del ambiente). La dejamos reposar en un lugar cálido como mínimo unas 3 horas, aunque se puede hacer el día anterior.
Fermento previo, dejado reposar toda una noche

Se hace una infusión con la leche, la piel de los cítricos y la canela; que hierva unos minutos y repose un momento. Se añade el ron y el agua de azahar, y una vez tibio, se toman 120 gr. de la infusión (puede que no se use toda, dependerá de la capacidad de absorción de la harina, si nos ha quedado menos de 120gr. se completa con agua o mas leche).


Ahora amasamos todos los ingredientes, excepto la mantequilla, con el prefermento y la infusión de leche. La leche la iremos echando poco a poco por si no necesitara tanto líquido. La masa será un poco pegajosa al tacto. Se amasa con cuidado unos minutos hasta que haya cogido un poco de correa, sea un poco elástica por haberse desarrollado un poco el gluten; entonces se incorpora la mantequilla en trocitos y se vuelve a amasar hasta que esté lisa, suave y brillante. Al final se le añaden las pepitas de chocolate y se amasa hasta que se repartan bien en la masa. Se deja reposar la masa hecha una bola en un sitio sin corrientes y tapada con film transparente o un paño de cocina húmedo para que fermente (se puede dejar levar en el frigorífico toda la noche).

Cuando doble el volumen (dependiendo de la cantidad de levadura y temperatura, de 1 a 2 horas, o más); se forma como un roscón (haciendo un agujero en el medio y estirando como una correa), una vez bien estirado, se mete la sorpresa por debajo, se pincela con huevo y se deja reposar en la bandeja cubierta con papel de hornear. Cuando haya vuelto a doblar el volumen, se vuelve a pincelar con huevo y se hornea unos 16-18 minutos en horno pre-calentado a 200º C.

Y listo! A desayunar o merendar con una buena taza de chocolate caliente, un café con leche o con lo que os guste.




Notas:
- Para hacer el roscón tradicional sólo habrá que eliminar las pepitas de chocolate y decorar antes de hornear con fruta escarchada, azúcar húmeda, almendras laminadas,...
- Las largas fermentaciones hacen que este tipo de masas permanezcan esponjosas por mas tiempo, por lo que os recomiendo usar poca levadura. Una vez que el roscón esté bien frío podemos envolverlo en film transparente para que se mantenga esponjoso también el segundo día, o congelarlo en porciones.
- Este roscón como cualquier otro se puede rellenar como nos guste, con nata montada, trufa, crema pastelera, mermelada,...
Aquí podéis ver el programa de RobinFood donde Ibán Yarza elabora el roscón de reyes tradicional en el que yo me he inspirado, no os lo perdáis, os vendrán muy bien sus consejos. Éste fue mi resultado con su receta de roscón tradicional:




Print Friendly and PDF