sábado, 1 de agosto de 2015

Mini quiches a la albahaca con obleas de empanadillas

Llega el verano, el tiempo libre,... y las reuniones con amigos se multiplican. Y no se si os pasará a todos, pero en nuestro caso, cuando nos reunimos, lo hacemos para comer, aunque sea un picoteo informal.

Y cuando de cenas o picoteos informales se trata, a mi se me viene a la mente el tamaño mini, ese que te ahorra estar cortando porciones, y solo tienes que dedicarte a comer y charlar con la compañía. 

Usando las obleas que comercializan para empanadillas no lleva mucho tiempo hacerlas. Y decorándolas con unos simples tomatitos se les puede dar un toque alegre y colorido. ¿A qué esperáis para probarlas?

Estas quiches mini las llevé a una reunión con mis queridas pipiamigas, y ¡a ellas se las dedico!   


Ingredientes: (Para 14 unidades)
200gr. de bacon ahumado troceado
1 puerro
1 cebolla
3 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

4 huevos
200gr. de nata de cocinar (1 paquete pequeño, 18% M.G.aprox.)
1/2 cucharadita de sal
2 pellizcos de pimienta negra recién molida
4-6 hojas grandes de albahaca fresca
14 obleas de empanadillas grandes (los paquetes de la marca "La cocinera" traen 16 obleas)
Queso emmental rallado (opcional)

Para decorar (opcional): una ramita de albahaca, 14 tomatitos, sal en escamas y un chorrito de aceite de oliva

Preparación:
Precalentar el horno a 180ºC.
Sofreír el bacon troceado en una sartén sin nada de aceite, escurrir la grasa que haya soltado y reservar el bacon en un bol.
Picar y sofreír en unas cucharadas de aceite de oliva el puerro y la cebolla hasta que se ablanden y se pongan transparentes. Salpimentar un poco. Reservar en el mismo bol con el bacon.

Batir en una batidora los huevos, la nata, la sal y pimienta y añadirle la albahaca picada.
Echar esta mezcla en el bol con el bacon, puerro y cebolla, y remover bien para que la mezcla sea homogénea.

Para darles la forma mini, usar un molde metálico de magdalenas o unas flaneras pequeñas, engrasar bien los huecos y acomodar en ellos la masa de las obleas. Rellenar las masas con la mezcla que teníamos reservada en el bol. Si os gusta el queso, espolvorear cada quiche con un poco de queso rallado.
Hornear a 180ºC (ya lo teníamos precalentado) unos 25 minutos o hasta que veamos que están doradas. Sacamos del horno, desmoldamos y dejamos enfriar las quiches sobre una rejilla si se van a comer frías, si se van a comer calientes, servir directamente.
Si las queremos decorar, ponemos los tomatitos en un cuenco con un chorrito de aceite de oliva virgen extra, un poco de sal en sacamas y removemos, y ya están los tomatitos listos para ponerlos sobre las quiches, solos o pinchados con un palito.

Éstas son las obleas que he usado para esta receta, aunque creo que ya se pueden encontrar de otras marcas.


Print Friendly and PDF